Mira el peligro de cocinar con cubitos de caldo para tu cuerpo y salud

Los grandes avances en ciencia y tecnología han hecho nuestra vida mas cómoda y placentera, en cambio en algunas situaciones que forman parte del confort, se han convertido en factores de riesgo para nuestra salud y la de nuestra familia. 

La falta de tiempo, el ritmo agitado de vida, la inserción que tienen las mujeres en el ámbito laboral, profesional, trasforma el ritmo de las familias, por lo que los productos han tenido que ser modificados, con el fin de adaptarse a los requerimientos de la sociedad de hoy. De esta manera fueron surgiendo los alimentos semi-preparados,congelados, pre-cocidos o simplemente diseñados para agilizar la preparación de los alimentos de cada día.

En esta oportunidad, hacemos referencia específicamente a los ya conocidos cubitos de caldos artificiales de distintas marcas comercializados  como  Knorr, Kitano, Maggi, etc.

Los caldos pueden ser utilizados como un recurso para salir del paso, complementando nuestras comidas, pero lo que nadie declara es que dentro de sus componentes se encentran sustancias como el glutamato monosódico, que es un compuesto químico el cual genera reacciones alérgicas, náuseas,vómitos,arritmia:(es cualquier trastorno en los latidos del corazón o el ritmo cardiaco), efectos en la piel y hasta depresión.

Estos productos no aportan ningún tipo de beneficio a la salud, sin dejar de lado que contiene altas cantidades de sodio que equivale a dos cucharadas de sal gruesa aproximadamente.

Los Daños a Nuestra Salud

Su “sabor” característico intenso y concentrado que a todos les fascina, no es tan atractivo por el gusto en sí; sino precisamente es por estos componentes que afecta funciones especiales y esenciales; como: neurológicas del hipotálamo, generando una especie de condición de adicción que nos insta a comer cada vez más, aumentando las probabilidades de padecer de obesidad.

¿Cómo puede reemplazarlo?

El dejar de consumir estos caldos artificiales no significa necesariamente que implica comer sin sabor, ya que usted puede preparar sus propios caldos  caseros, saludables libres de poseer compuesto químico con tan solo congelar hierbas al junto de especias naturales.

Puede tomar una cubeta y agregarle aceite de oliva o aceite de coco junto con hierbas y especias que luego pondrás a congelar. Cada vez que requiera preparar una sopa o condimentar una comida, utiliza uno de estos cubitos caseros y naturales.

Si usted es de las  personas acostumbrada a comer sano y cocinar al vapor, puede guardar el caldo resultante de las verduras que haya cocinado previamente (consomé de pollo).

Nunca olvide que la salud de la familia dependerá de cada uno de nosotros; es muy importante cuidar cada detalle para cerciorarnos de que estamos consumiendo productos naturales si es posible que sean frescos y que hayan crecido con poco fertilizante y de buena calidad.

Otros alimentos que dañan nuestra salud

Carnes procesadas

Las carnes procesadas como el jamón, las salchichas y el tocino no son del todo saludables, pueden contener hasta 400% más sodio y 50% más conservadores que las carnes rojas sin procesar. Lo peor de estos alimentos es que algunos contienen nitritos y nitratos, es decir, aditivos químicos que han sido asociados a diversos tipos de cáncer. Si consumes regularmente este tipo de alimentos, asegúrate de que sean de pavo o que estén derivados de la carne animal.

Refrescos

Todas las personas saben que el refresco es malo para la salud, no es novedad, pero cuando se consume demasiado el cuerpo responde como si tuviera exceso de insulina, la cual normalmente ayuda a absorber el azúcar en la sangre y convertirla en energía. En este caso, sin embargo, una lata de refresco tiene al rededor de 10 cucharadas de azúcar y colorantes de caramelo que están relacionados en un 58% con el riesgo de desarrollar cáncer.

Margarina

La margarina se elabora a base de aceites vegetales y tiene menos colesterol y grasas saturadas, lo que la hace más saludable, pero es alta en sal y contiene una mayor parte de grasas transgénicas, que aumentan los niveles de grasa en la sangre y pueden obstruir las arterias y producir enfermedades del corazón. Tu mejor opción seria consumir aceite de oliva, o disfrutar con medida de la mantequilla.

Palomitas de microondas

Las bolsas de las palomitas para microondas suelen estar revestidas de sustancias químicas que afectan la fertilidad y aumentan el riesgo de tener cáncer.

Tomates o jitomates enlatados

Este tipo de alimentos enlatados contienen una sustancia química tóxica que puede causar anormalidades reproductivas y aumenta el riesgo de desarrollar cáncer de mama y prostata.